Últimas Noticias
  • No items

Macri: “Pasaron demasiadas cosas que no tendrían que haber pasado”

El gobernante porteño dejó de ser el líder de una agrupación boquense pero opinó sobre la realidad de Boca Juniors. Dijo que los cambios de los dirigentes lo llevaron a perder su liderazgo mundial, aunque pidió apoyo a la comisión directiva.

Ya no es más el presidente. De Boca, hace tres años. Pero desde el sábado pasado tampoco de la agrupación Dale Boca.
El ahora titular del Ejecutivo del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Mauricio Macri, estuvo por primera vez en Basavilbaso y en la oportunidad entregó el mando del grupo que lideraba, que quedó en manos de Daniel Angelici.

El traspaso ocurrió en la cena anual que realizó la peña Dale Boca de Basavilbaso, lo cual motivó nuevamente una masiva respuesta de la comunidad xeneize de la zona.
De esta manera, Angelici se lanza a la arena de la disputa por la presidencia del club de la Ribera, con vista a las elecciones internas del año que viene.

La visita de Macri fue un imán para convocar a más de medio millar de comensales que disfrutaron del menú y de los shows artísticos, sorteos y entretenimientos preparados para la ocasión. El gimnasio del Complejo Polideportivo de la Capital del Riel se vistió literalmente de azul y oro, ya que un gran número de banderas de peñas y filiales de distintas localidades entrerrianas, más algunas de Buenos Aires, Chaco y Corrientes, saludaron la reunión.
La fiesta contó también con la presencia del ex jugador del club Alfredo Tanque Rojas.

OPOSITOR.
Consciente de su rol de líder, Macri aprovechó una conferencia de prensa para mostrar su disentimiento con las actuales autoridades de Boca Juniors. Sin manifestarlo directamente, criticó el rumbo tomado por sus sucesores y postuló una vuelta a los postulados que derivaron en una década triunfal durante su gestión al frente de la institución.

“Pasaron demasiadas cosas que no tendrían que haber pasado. Boca era un avión que volaba a velocidad crucero, andaba todo bárbaro; éramos el mejor equipo de América y uno de los cinco mejores del mundo”, comparó.
“Y ya pasó. Estamos en otra situación y hay que volver a trabajar mucho, con orden, respeto y sobre los mismos parámetros de lo que hicimos antes. Trabajo en equipo, respetar las autoridades, cumplir cada uno su rol. Y eso llevará su tiempo”, analizó.
No obstante, mostró tener cintura política al pedir respaldo para sus adversarios: “Hay que apoyar a la comisión actual, a los muchachos. Hay que pedirles trabajo y paciencia”.
Luego, calificó de “acierto” la contratación de Claudio Borghi como entrenador y destacó a Orlando Gaona Lugo como referente de las inferiores. Ve falta de fútbol de mitad de campo hacia delante y dijo “que en eso, (Juan Román) Riquelme debería ayudar”.
Ante la consulta sobre la cercanía del regreso al club de Jorge Griffa para trabajar con las inferiores, no dudó: “Jorge es un prócer, marcó un antes y un después en los juveniles de Boca”. No obstante, advirtió alguna innovación: “a todo lo bueno de Jorge hay agregarle un poco de modernidad”.
Más tarde, ya ante los comensales xeneizes, arengó: “Tenemos que volver a ganar esos 16 campeonatos en una década trabajando todos juntos. Se deben recrear otros grandes jugadores, con tiempo, amor, formación, con muchas inferiores. Para volver al primer lugar del mundo, como nos gusta a los hinchas de Boca y como nos acostumbramos durante 10 años”.

Dejá tu comentario

About The Author

Related posts